jueves, 22 de enero de 2015

Osadía

La Tradición representa el salto de lo finito a lo infinito, del mundo al trasmundo, de la naturaleza a la Gracia -y para ello no hay ningún camino sino el que Dios quiere crear - y vivirla supone la más grande, la más auténtica osadía a la que el hombre es dado atreverse.

Aceptar este fuego y no arder en él, he aquí la osadía. Recibir en si el amor ardiente y no convertirse en ceniza, he aquí la gran osadía.