domingo, 29 de septiembre de 2013

Quis ut Deus

San Miguel, Arcángel, defiéndenos en la batalla. Sé nuestro amparo contra la perversidad y acechanzas del demonio.